Las Poesías del Café Temporada 2022

Versos para un tiempo de Alzheimer

Me dicen que estoy mayor
y mis letras me consideran joven
dicen los de mi alrededor,
que se imaginan el verdor
de la vida eterna al crear
felicidad con su pasear.

Me dicen que ya estoy viejo
porque a veces me cuesta hablar
pero no entienden mi cortejo
ni mi pausado caminar.

Es verdad mi inicio del ocaso
mis neuronas, a veces se cansan
y casi nunca les hago caso
y escribo de amor y no de causas.

Respiro a pulmón abierto
me acuerdo, de Alois Alzheimer
o de Gabriel García Márquez
manteniéndome despierto
para ahora emprender
mi listado de versos y agradecer
a todos, el amor sin pausas.

Sin pensar, se activa mi tacto
y mis manos buscan otras manos
y clarean recuerdos infantiles
de dulces mieles y aguas sutiles.

Reconozco a quien me miman
desde mi memoria ya lenta
y hago un homenaje, a quien me anima.

21/09/2022
Autor: Eufrasio Navarro Fernández


La vida con diferentes formas

Ha llegado la hora de descansar
ya, la vida hace un receso en el pensar
y se mira más al cielo azul, su esplendor
con una mochila de gran obrador.

Ha llegado la hora de descansar
y hasta el arroyo disminuye su caudal
y la vista se convierte en resplandor
con la necesidad del descanso alentador.

Sublime los que nos cuidan con amor
a veces, en un ocaso sin destino
pero, su sonrisa se convierte en camino
de aquellos sueños de claro verdor.

Hoy, día de descanso, es el parar
del avatar con el Alzheimer cotidiano
para beber un poquito de agua conciliando
todos los sueños y sentir la paz.

09/06/2022
Autor: Eufrasio Navarro Fernández


De hijos e hijas, a padres con Alzheimer

Os contemplamos con tal exquisita
vuestras caras y temperamento,
que en la noche nos llega el sufrimiento
besando todos, las bellas mejillas.

¡Ay dolor, nos mana en esta vida!
Somos ramas de vuestro asiento
en libertad, por tanto sufrimiento
queremos paz, en vuestra orilla.

Hasta con Alzheimer, tesoros nuestros
y el dolor hecho con agua y barro
con la huella de nuestros ancestros.

Seremos fieles a vuestro legado
en lucha sin perder el compromiso
y vivir con el ejemplo dado.

26/05/2022
Autor: Eufrasio Navarro Fernández


No desesperes

Es fácil hablar y dar consejos
o casi nadie ve quien se ausenta
no solo en lo físico, el que no aparenta
con el pensamiento, irse lejos.

Y el que se ausenta piensa no -desesperes-
la ciencia avanza y los milagros no llegan
y me digo, pobre de mí y de mis enseres,
que nadie ve como es, estar entre cuatro paredes.

No desesperes, con la voz del silencio
se hacen cábalas en el presente
con una paz sorda, incongruente
con mi estado de ánimo, que no convenció
a ningún despertar presente.

Es hora de aliviar las ausencias
es hora de decir a los que no piensan,
que hay un tren, que va despacio con sus macias
y el que se queda, cree no tener recompensa.

Palabra de Alzheimer, quien no contesta.

12/05/2022
Autor: Eufrasio Navarro Fernández


A Doña María Antonia C

Fuiste binomio de sueños
al construir tu vida en matrimonio
con tu gran amor, nada perecedero.
Don José Plaza Gutiérrez, tu patrimonio.

Con itinerantes gérmenes hecho vida
vuestros dos hijos. José y Paco
con la proyección de las alegrías
vistas, desde vuestro gran palco.

Doña María, tu memoria es infinita
y tu ida, a todos nos invitas
a luchar por el futuro y el compromiso
y allanar, este escabroso camino.

El de “El Alzheimer”, que con tu ejemplo,
fuiste también familia..,
nuestra asociación, común templo
en Andújar, deslumbrando fantasía.

Y desde aquí te decimos donde estés, si estas,
que para nosotros/as. Vivirás, querida amiga
más allá de ese azul de cielo, cada día,
con un tiempo, que impregnas verdad.

28/04/2022
Autor: Eufrasio Navarro Fernández


El Parkinson a la deriva

Láminas del tiempo
escritas en libros para el saber
y, los pensantes con sus anhelos
del bien común y el querer.
Fue, el caso de James Parkinson,
investigador para la humanidad
con el sonido de su mente en diapasón,
que suena en las gentes su ansiedad.
Pero, el pensar, hace pensar, cultura,
que se instala en asociación fraternal
con la mira puesta en tal altura
y el requisito de la amistad.
Conglomerado neurálgico, que satura
la paz, o tal vez la realidad
de un diagnóstico mejor, en prematura
con la esperanza de hallar, más solidaridad.
Mi lema: con la cultura aprendemos “amar”
Y la confianza para curar.

07/04/2022
Autor: Eufrasio Navarro Fernández


Reflexión para los que no quieren reflexionar

¡Cuantos pensamientos confluyen en un día ordinario!
Basta con decir la peor de las palabras. No tengo tiempo
y cuando uno se va acercando al ocaso es, como el delirio
todo cambia de forma, incluso de color, incluso de pensamiento.

A veces, lo achacamos a la fuerza de la juventud, nada más lejos
si observamos la vida, es una espiral matematica
las cosas, y digo las cosas como materia, somos puros leños
para consumir en la gran hoguera del desgarro y las tematicas.

Infundiendo y confundiendo los deseos con las practicas de los credos
o, de un desarrollo obsceno para el ser, suspuestamnete pensante
y en ese largo periplo, acontece el desgaste de nuestro cerebro
acosado por un trajin innecesario y de olfandad bajo rasante.

Que nos hace colgarnos con una soga en un domicilio a contratiempo
o tal vez, el destierro de una guerra que nada cambia a pesar de la muerte
pero seguimos excusandonos con la frase. No tengo tiempo
y ya, en nuestro ocaso, aparece la bestia, llamada Alzheimer.

Que tal vez sea, un pensamiento cansado a destiempo
y con nuestro silencio y llegado el momento, nada de que hablar
posiblemente nos demos cuenta, que ese ocaso es de verdad
porque la vida en si misma, tiene fecha de caducidad con el pensamiento.

10/03/2022
Autor: Eufrasio Navarro Fernández


Estoy contigo

Luchadora, la vida te enseñó lo más duro
deambulando por las calles, peinando canas
siempre cuidando de tantas personas
habituándote a salir de cualquier apuro.

Sentada en tu mecedora, ahora algo confusa
no temas abuelita toma mis manos
sé, que mi imagen te brota difusa
aún así, juntas una vez más caminamos.

Pronto esta tormenta pasará
todo está bien, cálmate me decías
y hoy en tu mente esa nube está
mas no dejaré que borre historias.

Lidiaremos juntas como me enseñaste
te hablaré de todo lo que fuiste capaz
de todas las alegrías y el amor que diste.

De nuevo el olvido hoy vino a visitarte
no temas estoy aquí acompañándote
no estás sola no voy a dejarte.

Tal vez tu memoria regrese al presente
y sientas, aquí conmigo todo el amor
ese que tu una vez me regalaste.

24/02/2022
Autora: Lourdes Martínez Ronquillo


Tú, mi único suspiro

Descansa amor, la vida te da una tregua
mientras, a tu lado estoy, esperando
donde nuestro miedo atenúa
sin banderas blancas lidiando.

Tuya la sentencia, mía la condena
de quien ama y el tiempo espera,
despertarás y junto a ti, mi vida
siempre en el punto de partida.

Vuelves y tus recuerdos rápido viajan,
tus pensamientos, no paran de girar
de telas de araña, tu mente disfrazan
provocando deseos de escapar.

¡¡Quédate!! Juntos, de la mano viajaremos
a esos lugares, sumergidos en tu mente,
no dudes amor, sortearemos los miedos.

Y por momentos, volveremos al presente.
Te esperaré amor, en la estación del olvido
por siempre tú, mi único suspiro.

10/02/2022
Autora: Lourdes Martínez Ronquillo


Un lindo atardecer

Los atardeceres expresan
el relax del tiempo
mirando al universo
con la luz que embelesa
todos los recuerdos.

El Alzheimer, tiene conciencia
y velan por nuestra asistencia
los ángeles blancos y negros
inundando luz a los hechos
con el atardecer floreado
al contemplar el universo
y un cielo tan esperado.

De tinte, color turquesa
con una rosa y ponerla
en el pecho del usuario
al flirtear con las estrellas
evocando su diccionario.

Los atardeceres pausados
y la brillantez del tiempo
hacen del rico pensamiento
cometas estelares animados
recorriendo el firmamento
con particular atestado.

27/01/2022
Autor: Eufrasio Navarro Fernández


A los cuidadores y cuidadoras

Detrás de un nombre hay otro nombre
y un cuidado, con su tallo libre de espinos
una voz, que resuena hasta el monte
con caricias de manos con sentido.

Se alarga la condición de lo inverosímil
convertida la cabeza en espacio abierto
sin fijar la atención de lo que imprime
y el lugar donde, la silla es su concierto.

Entre nubes de colores con almidón rizado
para saborear el tiempo, que no deprime
al estar encerrado el Alzheimer tan malo
por los cuidados del cuidador que lo reprime.

Y da fuerza su dulzura con sus actos,
que entre bambalinas se hacen pactos
de lo importante, de los importantes
usuarios y ver, la creación de lo constante.

Los cuidados ¿Tienen nombre? Sus mentes
porque el Alzheimer, ya no tiene atajo
existen ángeles sin alas, aquí abajo
con un devenir tecnológico frecuente.

Porque, detrás de un nombre, hay otro nombre
cuidadores, usuarios cuando queráis
venid o ir, donde os plazca mujer u hombre
la fiesta empieza cada día, para que os divirtáis.

13/01/2022
Autor: Eufrasio Navarro Fernández